Qué es un CRM y para qué sirve

¿Qué es un CRM, y para qué sirve?

  • Actualizado
  • Publicado en General
  • 5 minutos de lectura

Puede que hayas oído hablar de la palabra CRM, una herramienta tecnológica que, entre otras cosas, puede ayudar a gestionar los clientes de una empresa, centralizando en una sola aplicación todos sus datos y, además, ayudando a organizar la información y las tareas relacionadas con ellos. Se trata de una herramienta muy útil y cada vez más necesaria para mejorar los resultados de una empresa y la satisfacción del cliente. ¿Suena bien, verdad? Pues te vamos a explicar con detalle qué es un CRM, y para qué sirve.

¿Qué es un CRM?

CRM representa las siglas de Customer Relationship Management, que traducido literalmente del inglés sería Gestión de las Relaciones con el Cliente. Hay que diferenciar en este punto entre tecnología CRM, que es el software que se utiliza para organizar y compartir los datos de los clientes y es de lo que vamos a hablar aquí, y estrategia CRM, que es la forma en que se utiliza dicha tecnología para sacar el máximo provecho de su uso.

¿Para qué sirve un CRM?

Un software CRM permite almacenar y organizar datos sobre los clientes tanto actuales como potenciales, identificando su relación con nuestra empresa, sus visitas, sus contactos, sus compras o incluso sus preferencias. Ante todo, es importante dejar claro que un CRM es mucho más que un simple listado de contactos de clientes, ya que lo que hace es integrar esa información para que pueda ser aprovechada de forma más eficiente en todos los departamentos y actividades de nuestro negocio.

De esta forma, un buen sistema CRM ayuda a que cualquier empresa, desde un autónomo hasta una gran compañía, pueda mantenerse conectada con sus clientes, y ser más eficaz, mejorar su rentabilidad y la satisfacción del cliente, en consecuencia crecer más. Para ello, un software CRM realiza tareas tales como:

  • Rastrear y gestionar los datos de los clientes.
  • Proporcionar los datos al área o equipo que los necesite.
  • Detectar y automatizar las campañas de marketing.
  • Personalizar el contacto con el cliente y el servicio post venta.
  • Crear mejores campañas.
  • Simplificar tareas diarias.
  • Identificar clientes potenciales.
  • Te ayuda a identificar patrones recurrentes.
  • Mejorar la colaboración entre departamentos
  • Analizar los resultados y el rendimiento del equipo.
  • Realizar recomendaciones.
  • Centralizar toda la información, accesible desde cualquier lugar.

¿Cuáles son las ventajas de usar un CRM?

Hasta hace no mucho, antes de la irrupción de las nuevas tecnologías, las empresas gestionaban la información sobre su cartera de clientes y sus relaciones con ellos a través del papel, mediante cuadernos, libros o incluso post-it; o más recientemente a través de herramientas informáticas como pueden ser los gestores de correo electrónico, o las hojas de cálculo tipo Excel.

Incluso empleando estas últimas, se trataba de una tarea ingente y complicada (especialmente con grandes carteras de clientes) que suponía muchos dolores de cabeza y, además, una gran pérdida de tiempo y dinero. Además, de no ser un método seguro cuando tenemos empleados.

Al usar un software CRM, lo que logramos es simplificar todas estas tareas y automatizarlas, y al mismo tiempo optimizar la gestión de los clientes, mejorando la comunicación con ellos y el seguimiento, y al mismo tiempo identificar nuevas oportunidades de negocio o ventas. Es decir, con un CRM sabrás con qué clientes (reales o potenciales) hablar, y cómo y cuándo hacerlo.

Además, al proporcionar estadísticas de resultados en tiempo real, un CRM optimiza todo el proceso de captación de clientes y venta y mejora la eficacia de nuestros equipos de ventas, facilitando su tarea enormemente. Un software CRM no tiene además por qué beneficiar sólo al área de ventas o de atención al cliente de nuestra empresa: sus beneficios pueden aplicarse también a otros departamentos, como pueden ser la facturación, o incluso la logística.

¿Por qué es importante utilizar un CRM en una óptica?

Un CRM es una herramienta que engloba toda la relación con los clientes, actuales o potenciales, ayudando a mejorar la gestión y el trato con los que tenemos y a captar otros nuevos que, además, son mejores y se quedan más tiempo. En el caso de un negocio como una óptica, es importante contar con una buena cartera de clientes pero, también, saber gestionarla adecuadamente y, de paso, poder identificar y captar nuevos leads (los clientes potenciales o prospectos) allí donde sea posible.

Se calcula que usando un software de gestión CRM se pueden aumentar hasta un 40% los ingresos por ventas gracias a la mejora de la productividad y la captación de clientes, que además se muestran hasta un 50% más satisfechos en aquellos negocios que utilizan un programa de este tipo.

Es justo eso lo que puedes conseguir, por ejemplo, con herramientas como Optiplus, un software que está especialmente diseñado para ópticas y que te permite optimizar la gestión de todo tu negocio, desde tu cartera de clientes hasta tu facturación o tu stock de productos, de forma centralizada y optimizada, con información accesible en tiempo real desde cualquier lugar, estés donde estés.

¿No te gustaría digitalizar tareas, aumentar tus ventas de forma potencial, obtener informes personalizados, o crear campañas personalizadas para tus clientes? Pues todo eso, y mucho más, es lo que puedes hacer con un software CRM especializado para ópticas, prescindiendo de métodos y técnicas obsoletas, y mejorando la rentabilidad y la competitividad de tu empresa. Ahora ya sabes qué es y para qué sirve un CRM, ¿a qué esperas para dar un impulso a tu negocio?